Artículo sobre John McCain
24 abril, 2008
Luis Arroyo trabajará con la Vicepresidenta De la Vega
29 abril, 2008
Mostrar todo

Hillary para rato

ABC publicó ayer este artículo de Daniel Ureña.

Hillary para rato

Hillary Clinton necesitaba lograr en Pennsylvania una victoria cómoda que le permitiera mantener sus aspiraciones para conseguir la nominación del Partido Demócrata. Su triunfo por diez puntos de ventaja sobre Obama le permite seguir conservando intactas sus posibilidades. Si bien el candidato afroamericano está por delante en número de delegados (1.719 a 1.586), el resultado es muy importante en términos de imagen para Hillary. Obama no termina de confirmar su aparente ventaja. Además, cuando se trata de los grandes estados, como Texas o Pennsylvania, Hillary ha sido capaz de imponerse a su compañero de filas. Los Clinton, tanto Hillary como Bill, han demostrado su fortaleza a lo largo de los años y han sido capaces de superar duros momentos de adversidad. Por ello, no se puede menospreciar a Hillary, ya que su capacidad de resistencia es muy fuerte.

Y de eso algo sabe John McCain, el candidato oficial del Partido Republicano. El pasado verano sus opciones a la Presidencia eran mínimas. Gran parte de su equipo, salvo sus leales asesores Rick Davis y Mark McKinnon y pocos más, le abandonaron porque no creían en sus posibilidades. Además, su campaña estaba al borde de la bancarrota. Pero fue capaz, con mucho esfuerzo y constancia, de reponerse y ganar a todos sus rivales consiguiendo el número de delegados suficiente.

Por todo ello, es probable que el gran vencedor de las primarias de Pennsylvania y, por extensión, de todo el proceso de primarias del Partido Demócrata no sea ni Obama ni Hillary, sino John McCain. Al republicano le conviene que la batalla demócrata se siga prolongando lo máximo posible. Muchos analistas demócratas están ya preocupados, con razón, puesto que una de las consecuencias de esta dilatada disputa puede ser la división del propio partido y que los votantes de Barack Obama no apoyen a Hillary Clinton si ésta gana la nominación, y vicecersa. A ello hay que añadir que los segmentos de votantes de Obama y de Clinton están muy definidos, y para ganar la Casa Blanca los demócratas necesitarán la suma de ambos.

Comments are closed.